Nuevos impuestos ponen en jaque al gobierno de la República Dominicana

Luis Abinader

Por Edilberto F. Méndez Amador

SANTO DOMINGO.- La introducción de nuevos impuestos dentro del presupuesto para el 2021 en Dominicana mantiene hoy en jaque al gobierno del presidente Luis Abinader y se convirtió en centro de polémicas en el país.

La estrategia figura en el proyecto presentado al Congreso Nacional el pasado lunes, cuyo contenido es motivo de agrias críticas provenientes de diferentes sectores, aunque carece de la claridad necesaria.

Tal fue la reacción a la medida que, la víspera, Abinader ofreció una rueda de prensa sore el tema, en la que se comprometió a consensuar con la población estos aspectos.

El jefe de Estado manifestó que se discutiría todo con el pueblo y si fuera necesario eliminar algún impuesto, se haría, aunque aclaró que todos serán transitorios, «solamente para el año 2021 y al final del año se discutirá una reforma tributaria».

Asimismo, expresó que su idea es propiciar una reforma para bajar los tributos y aumentar los ingresos del fisco nacional, y con esa reducción de impuestos, aumentar la base impositiva.

Entre los gravámenes introducidos en el presupuesto del próximo año y que más discordia trajo sobresalen el del salario de Navidad o sueldo 13, el cual está libre de impuestos actualmente y el de aplicar una tasa del tres por ciento sobre las compras en moneda extranjera, lo cual afectaría el comercio electrónico y los servicios de internet.

Las reacciones de la población no se hicieron esperar y son diversas las opiniones. Los que apoyan al nuevo gobierno señalan la necesidad de cambios, pero de este nunca se habló.

Otros, dicen que la clase trabajadora no debe pagar los platos rotos de la situación económica y por tanto no deben gravar los pocos ingresos limpios que aún tienen.

Por su parte, el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) se unió al reclamo de desvincular los nuevos impuestos del proyecto de Presupuesto de 2021 presentado al Congreso, al considerar que en esa acción subyace una reforma tributaria.

El presidente del PLD, Temístocles Montás, expresó: «Si el Gobierno entiende pertinente una Reforma Tributaria, que la haga, pero que la desvincule de la Ley del Presupuesto».

También resaltó que «no es pertinente ni prudente que un tema tan vital para el país, para su economía, se coloque subrepticiamente en otro proyecto de ley tan importante como el Presupuesto, Reforma Tributaria por un lado y Presupuesto por otro lado».

Y por si fuera poco, este domingo la plataforma social Generación Servidores convocó a los dominicanos a manifestarse mañana en contra de esa medida en la céntrica Plaza de la Bandera de esta capital, la cual fue centro de actos de repudio a la corrupción y la suspensión de las elecciones municipales a principios de este año.

Según los organizadores, la convocatoria es para reclamar con banderas y carteles en mano que se retire del Congreso Nacional la propuesta de Presupuesto General del Estado.

Además, que el gobierno elimine todos los nuevos impuestos que quiere crear y en cambio, se concentre en identificar otras fuentes de ingresos a través de las cuales puedan obtener recursos, pero que no cargue más a los dominicanos.

Finalmente, apuntaron que antes de agregar impuestos, es necesario hablar de presos por corrupción y de la devolución de lo robado y mencionan como ejemplos la carretera de Samaná, los aeropuertos concesionados, los generadores eléctricos, la eliminación de las administradoras de fondos de pensiones y de riesgos de salud privadas.

Es de esperar en los próximos días enconados debates sobre el tema y hasta cambios en el proyecto, pues al gobierno no le conviene en sus inicios echarse una pelea que lejos de sumar, le resta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *